Blanquette de Limoux
22573
page-template-default,page,page-id-22573,theme-time-ish,stockholm-core-1.1,woocommerce-no-js,select-theme-ver-5.2,menu-animation-underline,header_top_hide_on_mobile,qode-elegant-product-list,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive
Title Image

Blanquette de Limoux

Clientes que confían en nosotros
Blanquette de Limoux y Cremants

El año 1531, en la abadía de Sant Hilari de Limoux (Occitania), monjes benedictinos descubrieron casualmente el primer brut de la historia. La causa fué una segunda fermentación de los azúcares residuales de un vino blanco provocada por una luna llena. Había nacido la Blanquette. Cien años más tarde apareció el Champagne de las manos de otro monje benedictino, Dom Perignon, que se trasladó a la Champagne para elaborarlo.